• Veronica si gracias por el comentario ROBERTO SANTIAGO
    Written by on 28-10-2015
  • ROBERTO SANTIAGO QUE MAL OJALA SU FAILIA TENGA PRONTA RECUPERACION
    Written by ROBERTO SANTIAGO on 28-10-2015
« June 2017 »
Mon Tue Wed Thu Fri Sat Sun
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30    
Usted está aquí: HomeSeccionesTecnologiaConsejos para recordar tus contraseñas y teléfonos

Consejos para recordar tus contraseñas y teléfonos

Published in Tecnología
Written by  03 Marzo 2017 Be the first to comment!
Rate this item
(1 Vote)

Consejos para recordar tus contraseñas y teléfonos

• Recuerda tus contraseñas, número de cuenta o dónde dejaste las llaves

 

Escribir la contraseñas de los correos electrónicos, el número de cuenta bancaria, la clave del seguro social, los nombres de usuarios o los números telefónicos, puede ser peligrosos si caen en las manos equivocadas, por lo que la recomendación es memorizarlos.

 

El problema es que tenemos tantas cosas en la mente que memorizar esta información no es sencillo además de que puede resultar tedioso.

 

“En estos casos nuestra mente funciona como un colador, que no es capaz de retener el líquido que se vierte dentro de él, impidiendo su aprovechamiento”, explica Miguel Ángel Vergara, campeón del mundo en memoria rápida.

 

Vergara menciona que recordar este tipo de información no es complicado y para demostrarlo, junto con José María Bea, maestro internacional en memoria rápida y subcampeón de España de memoria de fondo, han creado la primera escuela de la memoria y han publicado el libro Consigue una memoria de elefante.

 

Entre los consejos que los especialistas brindan en sus clases y libro para retener mejor la información, se encuentran los siguientes seis.

 

Para recordar dónde dejaste las llaves.- La principal razón por la que olvidamos dónde dejamos las llaves o dónde dejamos estacionado el coche, es que nunca somos conscientes de memorizar esa información.

 

“La rutina va en contra de la memoria y lo más aconsejable es ser conscientes de cuando las soltamos”, dijeron.

 

El nombre de quien acabamos de conocer.- Cuando la persona diga su nombre, hay que pedirle que lo repita si no lo entendimos bien, y en ese momento, imaginar a un conocido que tenga el mismo nombre.

 

“Si son muchas personas conviene relacionar su nombre con algo característico de ese individuo: por ejemplo si Marcos tiene un pendiente de dilatación, imagino un ‘marco’ de fotos hecho con esos pendientes, y sí Lucía (nombre que suena a luz) tiene nariz muy fina, imagino que luce como bombilla”, indican.

 

Las compras del super.- Lo mejor es hacer una asociación inverosímil y sorprendente.

Por ejemplo, haz una historia con cada elemento de la compra relacionándolo con el siguiente. Imagina que llegas al supermercado y tu cara se pone roja como jitomate, te aplicas espaguetis parta reducir la inflamación y de repente surge un vampiro por lo que tendrás que utilizar ajos para ahuyentarlo.

 

Algo que recordamos y olvidamos inmediatamente.- Para retener las ideas fugaces que pueden ser buenas ideas para el trabajo o información importante, lo mejor es anotarlas en el celular en el momento que surgen o reservar un fichero mental donde almacenes esas ideas para que después pueda visualizarlas rápidamente.

 

Lo que tenemos “en la punta de la lengua”.- “Si algo no se ha memorizado bien, tampoco será fácil de recordar, por lo que lo único que podemos hacer en esos casos es relajarnos, pensar en otra cosa y cuando menos lo esperemos, el recuerdo aparecerá”, mencionan.

Para las contraseñas

 

Lo ideal es utilizar códigos para convertir cada letra y numero de la clave en palabras y después relacionarlos de forma inverosímil.

 

“Para este tipo de casos se necesita técnica y cierto entrenamiento, y tener en cuenta un par de premisas antes de empezar: convertiremos la información en imágenes y, si algo causa sorpresa, recordaremos fácilmente no sólo lo que causa sorpresa, también lo que lo rodea”, dicen.

 

Una forma de lograrlo es con el método “mem0elef7” que utiliza el código alfanumérico o método Herigon, con el cual se asigna a cada número una o varias consonantes que lo representen y así construir una palabra o frase con dichas letras.

 

Al dígito 0, le corresponden las consonantes “r” y “rr”, mientras que al 7, la letra “f”.- “Así, para recordar ‘mem’ buscamos una palabra que comience igual, como ‘memo’ (tonto), utilizando la técnica del código alfanumérico el 0 equivaldría a ‘ARO’, la imagen de ‘elef’ está claro que será un elefante y, con el método Herigon, la imagen del 7 será un ‘UFO’ o platillo volador”, explican.

Cuando no recuerdes tu contraseña, sólo debes recordar ARO que después se convierte en un elefante que es abducido por un UFO, y una vez dentro rodeado de computadoras, es capaz de poner todas las calves.

 

“Visualizando esta divertida escena recordaremos la clave ‘mem0elef7’, porque es sorprendente y, la sorpresa, permite recordar fácilmente todo lo que la rodea”, menciona.

Indican que este método puede ser algo complicado, pero si se practica y se echa a volar la imaginación, las transformaciones e historias increíbles se logran con mucha rapidez.

(Con información de El Universal)

 

Diario Acontecer Chiapaneco

Diario Acontecer Chiapaneco

Leave a comment

Make sure you enter the (*) required information where indicated. HTML code is not allowed.

Enlaces

Minuto a Minuto

El Universal: Más Relevantes

Servicio de Noticias en Español

Contacto